Audi e-tron Sportback, concepto de arquitectura en movilidad

En 2016, Grupo Audi entregó a sus clientes aproximadamente 1.868 millones de automóviles, así como 3,457 deportivos de la marca Lamborghini y 55,451 motocicletas de la marca Ducati. Con un volumen de ventas de 59,300 millones de euros, el grupo alcanzó un resultado operativo de 3,100 millones de euros.

Actualmente, la marca se está enfocando en el lanzamiento de nuevos productos y tecnologías sustentables para el futuro de la movilidad, ejemplo de esto fue la presentación de un versátil prototipo en el Salón del Automóvil de Shanghái 2017, un auto eléctrico con un gran diseño y tecnología, que además es el segundo modelo de la marca Audi que se empezará a producir a partir del año 2019. Este modelo debuta con propulsión eléctrica y una potencia de 435 hp, el diseño combina elementos clásicos de Audi con una arquitectura para la movilidad eléctrica adaptada a la tecnología y al tipo de propulsión basado en esta fuente de energía.

“Nuestro Audi e-tron se pondrá en marcha en 2018, el primer auto eléctrico en este sector tan competitivo que es apto para el uso diario, con una autonomía de más de 500 kilómetros y la especial experiencia de conducción eléctrica, haremos de este SUV deportivo uno de esos autos que serán referencia la próxima década. Poco tiempo después, en 2019, le seguirá la versión de producción del Audi e-tron Sportback, una variante coupé emocional que se identifica a primera vista como un auto eléctrico” comenta Rupert Stadler, Presidente del Consejo de Dirección de AUDI AG.

El interior cuenta con un color claro, con una combinación de funcionalidad y controles simplificados, amplias pantallas táctiles, con una pantalla central, tanto en la consola como en las puertas, las cuales proporcionan información e interactúan con los sistemas abordo. Las Matrix LED del frente y de la parte trasera están controladas digitalmente y producen un excelente campo de iluminación. Los minúsculos proyectores Matrix digitales marcan literalmente el camino sobre la carretera, convirtiendo la luz en un canal de comunicación para su conducción. La propulsión de este vehículo es cien por ciento eléctrica: un motor eléctrico en el eje delantero y otros dos en el trasero, mueven las cuatro ruedas. Este alcanza un máximo de 503 hp en el modo boost, proporcionando un excelente empuje con una aceleración de 0 a 100 km/h que se realiza en sólo 4.5 segundos. La batería cuenta con una capacidad de 95 kW/h y una autonomía que sobrepasa los 500 kilómetros en el ciclo homologado NEDC.

Share:
Contacts:
Posted by: Redacción on

Leave a Reply