General Motors continúa con su labor Cero Confinamiento a nivel global

General Motors expandirá su programa “Cero Confinamiento”, en el que ahora todos los Complejos de Manufactura de la compañía ubicados en México, Canadá y Sudamérica reciclan, reutilizan y convierten en energía la totalidad de los desechos generados en sus operaciones diarias. GM ya cuenta con 142 Complejos de Manufactura y No-Manufactura con Cero Confinamiento en todo el mundo, más instalaciones certificadas que cualquier otro fabricante de vehículos en la industria.

“Aspiramos a ser una empresa libre de desechos, con todas nuestras instalaciones posicionándose dentro de la categoría de Cero Confinamiento”, comentó Dane Parker, Vicepresidenta de Centros de Trabajo Sostenibles. “Esa mentalidad es impulsada por nuestros equipos locales y sus esfuerzos por encontrar soluciones innovadoras y sostenibles que mejoren las comunidades donde vivimos y trabajamos”.

Las operaciones de GM en Canadá están desviando de los vertederos el 100 por ciento de los residuos, manteniendo los recursos dentro de la cadena de valor y reduciendo las emisiones de gases de efecto invernadero. Soluciones simples están teniendo un impacto significativo. En la Planta de Ensamble de Oshawa y en el Centro Técnico Canadiense también ubicado en Oshawa, los nuevos sistemas de contenedores de residuos, composta y reciclaje utilizados en cocinas y áreas de tráfico intenso están mejorando la eficiencia en el reciclaje. A través de los esfuerzos del liderazgo de la compañía y la participación de los empleados, el reciclaje de contenedores ha mejorado del 45 al 80 por ciento desde 2016.

“No vemos las cosas como son, sino como podrían ser”, dijo John Bradburn, Gerente de Global de Reducción de Residuos de General Motors. “Para nosotros, el desperdicio es simplemente un recurso fuera de lugar”.

Desde la reutilización de concreto viejo en la construcción de nuevos pasillos dentro de las instalaciones de la compañía, hasta la limpieza de telas impregnadas de aceite utilizadas en los procesos de pintura, los equipos en Sudamérica encuentran soluciones creativas y simples para reducir el desperdicio. Por ejemplo, la Planta São Caetano do Sul de General Motors en Brasil, coloca por todo el Complejo botes de basura forrados con bolsas de plástico que originalmente eran utilizadas por un proveedor local para el envío de piezas. El proyecto evita enviar casi 8,000 bolsas de plástico al relleno sanitario cada año.

Los esfuerzos globales en la gestión de residuos para ofrecer eficiencias, generar ingresos y lograr ahorros en los costos operativos, son prioritarios en todos los niveles de la organización. Los 79 Complejos de Manufactura con Cero Confinamiento de General Motors en promedio reutilizan, reciclan o compostan aproximadamente el 96 por ciento de los desechos generados de sus operaciones diarias y convierten el 4 por ciento en energía.

CeroConfinamientoGM-1

Share:
Contacts:
Posted by: Redacción on

Leave a Reply