Autos

¿Una van eléctrica cambia el paradigma de una marca de deportivos?

Al parecer Porsche busca nuevos horizontes más allá de sus clásicos deportivos, con este proyecto bautizado Vision Renndienst.

Básicamente este trabajo ha formado parte del Porsche Unseen, un libro que ha develado la firma alemana con imágenes y datos de consepts que nunca fueron presentados. Entre ellos se encuentra esta van eléctrica Vision Renndienst.

Este material presenta 15 modelos diferentes comprendidos entre 2005 y 2019 que podrán haberse convertido en modelos de producción.

Más allá de su salida a las calles o no, lo cierto es que parte de estos diseños exteriores o interiores, materiales y tecnologías son los que sirven como punto de partida para la evolución de los productos actuales.

Un aspecto de burbuja con un gran parabrisas curvo, faros diminutos y unas llantas deportivas son algunos de sus detalles más peculiares.

También su llamativa apertura de las puertas laterales le dan cierta impronta de nave espacial.

Por otro lado, el Porsche Vision Renndienst ofrece una capacidad para tres plazas delanteras y otras tres traseras.

Su detalle particular es que el volante se ubica en el centro del habitáculo flanqueado por dos pantallas que monitorean los parámetros del vehículo.

La fibra de carbono se hace presente para mostrar la deportividad al igual que unos asientos especiales.

En el caso que se decida por un traslado autónomo el Porsche Vision Renndienst le permitirá a quien viaje en ese puesto girar para conversar con los restantes ocupantes.

Mecánicamente la casa alemana no ha difundido datos sobre sus prestaciones, solamente se conoce que todo el sistema de propulsión se ubica por debajo para aprovechar su espacio interior.

Al parecer los diseñadores se han inspirado en la Volkswagen T1 de Porsche Rennsport, un vehículo que sirvió de asistencia en el mundo de la competición.

Con una salida a las calles poco probable, el Porsche Vision Renndienst puede servir como un vehículo laboratorio para los productos que vendrán.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.